30 de mayo de 2015

Transformers: ¿Tendrá Bumblebee su propia película?

Transformers: ¿Tendrá Bumblebee su propia película?
PARAMOUNT

MADRID, 30 May. (CulturaOcio) -

   Si la intriga del misterioso proyecto llamado Transformers One no fue suficiente; ahora llegan más preguntas acerca de ese universo cinematográfico que tiene en mente Paramount para la saga de Optimus Prime y sus autobots. Y esos planes pueden estar un spin-off protagonizado por Bumblebee, uno de los Autobots más carismáticos de la saga.

   Durante la Conferencia Mundial sobre Consumo en Nueva York, el presidente de Hasbro, Brian Goldner, dio a entender que el Autobot amarillo, el genial Bumblebee, tendrá su propia película.

   "A medida que avanzamos, nos gustaría imaginar más proyectos sobre Transformers. No sólo que siga la línea actual sino también spin-offs que se centren en personajes queridos por el público, como Bumblebee y otros personajes", comenta Goldner.

   "Bumblebee es un personaje muy querido por los niños de todo el mundo", dice el presidente de Hasbro, dejando caer un primer spin-off sobre los Autobots.

   Pese a todo lo anunciado, se desconoce qué será la próxima película de Transformers, si una quinta película, una precuela o un spin-off.

LA SAGA TRANSFORMERS SE EXTIENDE

   La pasada semana se anunció el fichaje de cuatro nuevos guionistas: Robert Kirkman (The Walking Dead), Art Marcum y Matt Holloway (Iron Man) y Zak Penn, esta semana el equipo a cargo de los libretos, que supervisa Akiva Goldsman, se amplió con dos nuevas incorporaciones.

   Las nuevas producciones de Transformers tendrán a Michael Bay, Lorenzo di Bonaventura y Steven Spielberg como productores ejecutivos. El presidente de la major de Hollywood, Marc Evans, es el que está liderando este ambicioso proyecto que parece que se irá gestando de forma lenta pero segura.

   La cuarta entrega de la saga Transformers, La era de la extinción, se convirtió en la película más taquillera de 2014 recaudando más de 1.091 millones de dólares en todo el mundo y ser la película extranjera más vista en China. En Estados Unidos consiguió 245 millones de dólares.