11 de diciembre de 2015

Entrevista exclusiva con Tim Miller, director de Deadpool

Entrevista exclusiva con Tim Miller, director de Deadpool
FOX

VANCOUVER, 11 Dic. (CulturaOcio - Raquel Laguna) -  

   Ya queda menos para el estreno de la tan esperada Deadpool, dirigida por Tim Miller a partir de un guión de Paul Wernick y Rhett Reese. La película está protagonizada por Ryan Reynolds, Morena Baccarin, Ed Skrein, Gina Carano, T.J. Miller, Brianna Hildebrand y Leslie Uggams. La cinta verá la luz en España el 19 de febrero de 2016.

   CulturaOcio.com tuvo la oportunidad de visitar el set de rodaje en Vancouver (Canadá), durante el pasado mes de mayo. Allí entrevistamos a Tim Miller. El director nos habló de cómo se siente al dirigir la que es primera película y de su pasión por este proyecto tan anhelado por los fans.  Pero... ¿tiene miedo Tim Miller a la reacción de esos fans? En absoluto.

Dirigir esta película, ¿es tal locura como parece?

Es aterrador (Risas). Todo el proceso es aterrador... No, ha sido genial. Como director novel de un largometraje, es interesante, pero no es tan diferente de lo que he hecho antes. Gran parte de este trabajo parece ser muy similar a dirigir una empresa. Hay una pequeña explosión de creatividad seguida de montones y montones de reuniones, conversaciones con gente, y más reuniones. Da miedo. En realidad, no puedo creer que nadie me permita hacerlo. Pero hasta ahora va bien.

Estuvo implicado en el proyecto hace años, pero no se le dio luz verde hasta el año pasado. ¿Cuándo se enteró de que esto iba a ser una realidad?

Unos 30 minutos antes de que el resto del mundo se enterara. Yo nunca me di por vencido. Ni Rhett (Reese) y Paul (Wernick), los escritores, ni Ryan (Reynolds); ninguno de nosotros tiramos la toalla. Rhett y Paul pensaron que era el mejor guión que jamás habían escrito. Yo pensé que era el mejor guión que jamás había leído. Y para Ryan este proyecto ha sido su mascota durante mucho tiempo. Pero, por alguna razón, esto es lo normal. Los proyectos llegan a un punto y entonces, o bien van hacia adelante o no van a ningún sitio. Y ya habíamos estado en ese punto un par de veces, así que había perdido un poco la esperanza. Pero todos seguíamos empujándolo activamente.

Yo mismo escribí al menos 20 cartas de súplica para conseguir que se hiciera esta película. Entonces decidieron hacerla de repente. Creo que fue la reacción de los fans al tráiler que se filtró, y juro que yo no lo filtré. No fui yo. Y creo que también influyó el momento. El momento era el adecuado para Comic-Con. Yo no estaba allí, pero he oído que en uno de los paneles de X-Men del año pasado una de las primeras preguntas fue: "¿Cuándo se estrenará la película de Deadpool?" Y creo que tuvo mucho que ver el hecho de que todo el mundo viera el potencial de este personaje. Creo que los fans, más que nada, fueron quienes sacaron el proyecto adelante  porque yo ya casi había agotado mi energía en rogar y suplicar.

¿Hubo exigencias para cambiar la historia y ajustarla a lo que se estaba haciendo en el universo X-Men?

No, para nada. De hecho, pensé que las habría porque tenemos algunos crossover characters, como Coloso, y cosas por el estilo. Pero no las hubo, nos dejaron hacer lo que quisiéramos. Hemos tenido un apoyo increíble por parte del estudio. De hecho, no nos han prohibido nada. Así que ha sido genial. No me puedo quejar para nada.

¿Puede hablar sobre el tema de la clasificación de la película, ya que en un principio íba a ser clasificada PG-13 y luego al final se ha convertido en R?

Mira, está bien sentarse y hablar acerca de la pureza creativa de proyectos. Pero, al final del día, hacer películas es un negocio. Y yo respeto eso. Así que tiene que tener sentido. Después de dirigir un negocio, yo siempre entendí eso. No hay ninguna razón por la que no hubiéramos podido hacer una gran película PG-13. 

El cómic no es para adultos. Pero para empezar, el guión que teníamos y que me encantó era clasificado R. De todos modos, estoy tan feliz como todo el mundo, porque cuando se decidió que el filme iba a ser clasificado R, entonces ya no hubo dudas. Estábamos tratando de mantenerlo de una forma que pudiera ir adelante y atrás... Pero ahora, es genial.

Este es un gran proyecto y es su primera vez como director. ¿Le pidió consejo a alguien?

Lo bueno de hacerlo a los 50 años en lugar de a los 35 o 40 es que tengo un poco de experiencia. Y conozco a mucha gente. Soy amigo de David Fincher. James Cameron me da consejos. Conozco a un buen número de directores que han pasado por esto, y todos se sienten bastante seguros de que lo voy a hacer bien. Así que su confianza me da confianza. Pero, de nuevo, es igual que lo he estado haciendo, pero a menor escala. No tengo miedo de tomar decisiones.

Por otra parte, es muy incómodo y extraño estar en el set todos los días con un montón de personas que conocen su trabajo y mi trabajo mucho mejor que yo, y se supone que yo tengo que decirles qué hacer. Pero todo el mundo está siendo muy generoso y me están ayudando mucho. Ryan me dice que lo mejor de mí es que no tengo miedo a dejar que me ayuden. Ha sido maravilloso. Y eso se nota. Ahora que veo el resultado de eso, me siento más seguro que el primer día.

¿Cuál es su personaje de cómic favorito?

¿Además de Deadpool? (Risas) Honestamente, me aficioné a los cómics con los X-Men de John Byrne y la Dark Phoenix Saga. Así que toda esa familia, todos esos personajes son una especie de mis personajes favoritos, sólo el mundo de X-Men. Simplemente me gusta el universo X-Men. Marvel hace un gran trabajo humanizando a sus personajes. Peter Parker tiene súper poderes, pero aún tiene problemas para pagar alquiler cada mes.

Me identifico con eso de una manera que no lo hago con Superman, por ejemplo. Es menos interesante porque es demasiado perfecto. Y cuanto menos humanamente actúan los personajes cuando no son sobrehumanos, todavía me importa mucho menos lo que les sucede.

Con su experiencia en animación, ¿se siente más cómodo con las escenas de acción o prefiere las escenas más íntimas y dramáticas?

Uno pensaría que me sentiría más cómodo con la acción, pero en realidad estoy más cómodo con el drama. Me refiero a que obtienes información más inmediata sobre lo que estás viendo y sabes si funciona o no funciona. Pero me gusta todo. También me gusta la acción.

¿Tiene miedo a cómo reaccionarán los fans?

En absoluto. Pero creo que estamos caminando sobre la línea perfecta entre lo que los fans quieren y lo que respondería el público más amplio. No quiero hacer una película para 100.000 aficionados y que nadie más en el mundo la vea, porque no creo que eso sea bueno para el personaje. Ciertamente no es bueno para Fox. No es bueno para mí. Cuantas más personas la vean, mejor, suponiendo que te mantengas fiel al personaje. Creo que a los fans les va a encantar. No puedo pensar en una sola cosa negativa.

Para leer más